Loading...

sábado, noviembre 03, 2007

Ki - Energía Universal - Nakamura Sensei - Koichi Tohei

En Japón se denomina Ki; en la China, Chi y en la India, Prana.

El significado KI es muy difícil de traducir al español, pero se considera como energía vital o cósmica, se refiere a la energía externa existente en el cosmos que llega a todos los seres vivos por medio de los componentes de la vida: aire, tierra, agua. El Ki es vida, mientras el Ki exista la vida continua. Los taoístas chinos se han centrado sobre este punto y logran entrar vivos en la muerte, porque el Ki da espiritualmente la inmortalidad, constituye la potencia original que se manifiesta desde la creación del universo siendo esta energía independiente al tiempo y al espacio. En la cultura oriental esta energía electromagnética es respetada por todos y conocida desde hace miles de años.

En las notas de Kochi Tohei cuando aún era estudiante de Nakamura Sensei y el Tempukai en el Templo de Gokokuji a Otowa, Tokio. Nakamura Sensei enseñó que la mente y el cuerpo eran uno. La mente estaba como la fuente del arroyo y el cuerpo era el canal por donde bajaban las aguas del arroyo. Estas palabras, significaban que la mente llevaba al cuerpo y fue lo que le permitió a Tohei que descubriera la fuente del poder de O Sensei Ueshiba. Sin embargo, Tohei supo que sería incapaz de dominar la mente de un rival si al menos no tenía el control completo sobre su propia mente. Él también había oído a Nakamura Sensei hablar sobre la mente y la unificación del cuerpo, y sentía que el verdadero conocimiento estaba en la unión del cuerpo y la mente.

En las artes marciales esta unión posibilita el surgimiento del Ki, pero para llegar a entender y a experimentar el Ki, exige entrega y perseverancia, el camino (Do) muchas veces es extremadamente sacrificado y sólo algunos pocos llegan a comprender en plenitud el poder del Ki.

Se debe comprender que esta es la única enseñanza que demora años en interiorizar y aprender en profundidad y que vale la pena esperar. Mientras la mayor parte del entrenamiento se fundamenta en las habilidades físicas; algo no cuestionable, pero siempre se debe dedicar unos cuantos minutos a los aspectos espirituales. Si difícil resulta concentrarse y canalizar el Ki estático, pues en movimiento, en pleno duelo, es una tarea casi imposible realizada por verdaderos maestros. Allí es donde se encuentra la maestría suprema. Búscala con tesón.

El Ki es energía y la energía es mente, descubrir nuestro propio Ki es despertar la conciencia.



Articulo Original en: http://www.shotokanchile.cl/fabulas.htm

0 comentarios: